jueves, 24 de agosto de 2017

Supuesto jefe de finanzas de la FARC y socio salvadoreño de El Aissami transporta "bultos de contenido misterioso" en avión de Pdvsa

El avión YV-2040 propiedad de Petróleos de Venezuela está siendo monitoreado por estar supuestamente transportando "ilícitos" en complicidad con el gobierno de El Salvador.

Por Maibort Petit
@maibortpetit


José Luis Merino, viceministro de Inversión Extranjera del gobierno salvadoreño y supuesto socio del vicepresidente venezolano, Tarek El Aissami, viajó en un avión propiedad de Petróleos de Venezuela (PDVSA) identificado con las siglas YV-2040, en un vuelo que salió del Aeropuerto Internacional de El Salvador con destino al Aeropuerto Internacional de Maiquetía “Simón Bolívar”, el 8 de agosto de 2017, según confirmó el gobierno de El Salvador.
En un informe de monitoreo de la aeronave de Pdvsa siglas YV-2040 fechado el 1 de junio de 2017
aparecen las rutas Caracas-El Salvador y el Caribe Oriental. Los parlamentarios salvadoreños investigan la supuesta transportación de ilícitos en ese avión. 
  La prensa  salvadoreña asegura que el secretario de Comunicaciones de la Presidencia de ese país, Eugenio Chicas, afirmó que "el avión venezolano Dassault Falcon, de matrícula YV-2040, que el martes 8 de agosto de 2017 salió del país, transportaba al viceministro de Hacienda, Alejandro Rivera, y al viceministro para la Inversión Extranjera, José Luis Merino", este último aparece vinculado a El Aissami en supuestos negocios de lavado de dinero proveniente del narcotráfico. Ver detalles de la vinculación de Merino y El Aissami aquí.

El alto funcionario del gobierno del país centroamericano dijo a la prensa que "ambos funcionarios venían en esa aeronave después de participar en la reunión de los países de la Alianza Bolivariana para los pueblos de nuestra América (ALBA), la cual se celebró el 8 de agosto en la capital venezolana".
El portal elsalvador.com publicó una nota donde cita un documento de la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME), donde se señala que "el 8 de agosto ese vuelo iba en dirección a Maiquetía y dos días después, el jueves 10, la misma aeronave volvió al país".

En medio asegura que el documento de Migración y Extranjería da cuenta que entre los pasajeros del avión YV-2040 estaban el viceministro de Ingresos (adscrito a Hacienda), Alejandro Rivera; junto al viceministro de Inversión y dirigente del FMLN, José Luis Merino; y Mario Ernesto García, quien labora en Cancillería.

El sospechoso avión de PDVSA 

Otro reportaje escrito por Eugenia Velásquez y publicada en el referido portal elsalvador.com, asegura que "un grupo de diputados del partido salvadoreño opositor ARENA aseguran que en un jet privado proveniente de Venezuela y que aterrizó en El Salvador en agosto 8 de 2017, pudieron ingresar al país ‘ilícitos’ en ‘complicidad’ con el gobierno del FMLN".

La nota dice que "esta es la teoría que barajan varios diputados de la bancada tricolor que se abocaron ayer a las oficinas de la Autoridad de Aviación Civil (A.C.C), para solicitar a través de la Unidad de Acceso a la Información Pública (UAIP), el itinerario del avión matrícula YV-2040 propiedad de Petróleos de Venezuela (Pdvsa)."

De acuerdo a la denuncia de la fracción de ARENA, ese jet privado descargó “varias cajas en total secretismo”, acción que habrían llevado a cabo personas que desembarcaron portando gorras de Venezuela y Cuba, quienes trasladaron esos “bultos” —cuyo contenido es un “misterio”— a la Embajada de Cuba de El Salvador.

Otra nota periodística del mismo portal asegura que en los últimos tres meses, el avión YV-2-40, propiedad de Petróleos de Venezuela, ha aterrizado tres veces en el Aeropuerto Internacional “Óscar Arnulfo Romero”.

La primera, proveniente de San Vicente y las Granadinas el 2 de mayo, donde estuvo poco menos de un día para luego partir a Venezuela.

La segunda, el 7 de agosto, con regreso a Caracas el día siguiente, cuando según registros de la DGME iban los funcionarios públicos Merino, Rivera y García.

La última llegada de la aeronave al país se registró el 10 de agosto, dos días después de la reunión del ALBA en Caracas. A una hora y media de este aterrizaje, el jet partió con destino al aeropuerto de Newark, en Nueva Jersey, en Estados Unidos.

El reportaje señala que congresistas miembros del partido ARENA solicitaron a la Autoridad de Aviación Civil y la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA) informar sobre la llegada de la aeronave YV-2040 al país, pues temen que esta pueda ingresar ilícitos en complicidad con el FMLN.

Asimismo, los legisladores expresaron sorpresa, pues el arribo de este avión en ambas fechas de agosto coincide con la semana en que el presidente venezolano, Nicolás Maduro, pidió realizar una reunión de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) para discutir la crisis de su país, dice el reporte de elsalvador.com.

Dentro de los vuelos denunciados por los parlamentarios opositores al FMLN no cuentan un viaje documentando en las gráficas que acompañan éste trabajo, donde se destaca que el jet YV-2040 fue a El Salvador en el mes de junio y aterrizó en una zona montañosa cerca del océano. (ver gráfica)

La aeronave también llevó a Jorge Rodríguez a México

Otro polémico viaje del avión de Pdvsa YV-2040 fue el realizado por el alcalde de Caracas, Jorge Rodríguez, para ir a visitar a su hijo quien —según medios mexicanos— estudia medicina en ese país.


El 19 de agosto a las 8:55 de la noche (hora local de México), aterrizó en el aeropuerto de Toluca el YV-2040 (proveniente de Caracas), de acuerdo a registros públicos disponibles. Opositores al régimen señalaron que en esa aeronave llegó el alcalde Rodríguez y sus acompañantes.

Pero, además, con el caso del alcalde Rodríguez —quien en el citado viaje sufrió un escrache cuando caminaba por las calles de la colonia mexicana de la Condesa— a juicio de los opositores queda al descubierto como la cúpula del régimen venezolano hace uso personal de la flota de aviones estatales.


El jet Falcon Dassault 900

La aeronave, registrada en los Estados Unidos a nombre de Petróleos de Venezuela (Pdvsa), es un jet Falcon Dassault 900, con capacidad de transportar hasta 14 personas; y debido a su autonomía puede realizar vuelos transatlánticos o de largo alcance.

Un informe de monitoreo de los aviones YV-2040 (Pdvsa) y YV-2565 (propiedad de Citgo Corporation) muestra que las dos aeronaves han hecho vuelos constantes entre abril, mayo y junio de 2017 a El Salvador.

Ese mismo informe —hecho por entes privados—destaca que el avión YV-2040 también viaja rutinariamente a Colombia (Norte de Santander), Honduras, Surinam, Montserrat, Haití, Santo Domingo, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas y la isla de Dominica. 

En el mes de junio, el avión de Pdvsa aterrizó en las zonas selvática del Norte de Santander (Colombia) y las montañas de El Salvador, tal como muestran las imágenes.




















5 comentarios:

  1. Y si el avión YV-2040 ha aterrizado 3 veces en ese país desde mayo, y no ha tenido ni la mas mínima investigación? sospechoso!

    ResponderEliminar
  2. LA TIRANA CUBANA SIGUE TRAFICANDO DROGAS POR LATINOAMERICA, ESE FUE EL ACUERDO CON LAS FARC EN LA PACIFICACIÓN EN COLOMBIA, ESOS DELINCUENTES NO VAN A DEJAR ESE NEGOCIO ASÍ TAN FÁCIL Y LOS CUBANOS SE SIGUEN BENEFICIANDO CON EL NEGOCIO, COMO YA NO HAY APOYO ECONÓMICO VENEZOLANO, LO QUE LES QUEDA ES SEGUIR EN LO QUE SIEMPRE HAN HECHO.

    ResponderEliminar
  3. Que sigan las investigaciones

    ResponderEliminar
  4. , Julien y François Pilet, crearon el año pasado un programa informático que registra los aviones no comerciales matriculados en regímenes autoritarios y revelan a través de su cuenta en la red social Twitter de su cuenta en la red social Twitter @GVA–Watcher El programa “Dictator Alert” “caza” actualmente a 200 aviones de más de veinte países autoritarios, gracias a un registro que permite que se percaten de inmediato de la presencia de cualquiera de ellos.Para distinguir si se trata de un avión de una democracia o de un país autoritario, “Dictator Alert” se basa en el Índice Democracia de la Unidad de Inteligencia del la revista The Economist de 2015, que vigila las libertades en 167 países.
    “Eso sí, quién viaja en el avión y qué hacen , las personas que utilizan la aeronave, es imposible de averiguar”, Este suizo tuvo precisamente la idea de crear “Dictator Alert”

    ResponderEliminar